Un “bosque fantasma” avizora tsunamis en una playa de Oregón

Una parcela sagrada de la tribu nativa americana Clatsop-Nehalem,en el litoral del estado de Oregon (EEUU), sirve a los lugareños de “bosque fantasma”, mientras los científicos ven este pedazo de costa como “laboratorio” sísmico a cielo abierto.

Desde el sur del río Columbia -que comparten Estados Unidos y Canadá- hasta la frontera con California, la costa oregonense es una mezcla de extensas playas de arena, superficies rocosas e imponente vegetación, pero es al sur de la playa de Newskowin, entre la reserva natural Cascade Head y la bahía de Nestucca, a unos 24 kilómetros al norte de la ciudad de Lincoln, donde se encuentra esta maravilla del Pacífico.

El madrugador que prevé en su paseo la marea baja, descubre además unos 200 tocones de árboles que emergen de la arena bañados por océano, un paisaje lleno de misterio y belleza.

Algunos tocones dan señales de haber sido talados sin suerte. Pero cobran vida y parecen sonreír a los amantes de la naturaleza, lugareños y fotógrafos que caminan en silencio hacia el pasado, pues la historia del imponente paisaje lleno de muñones es larga.

Las tormentas causadas por el fenómeno climático conocido como “El Niño” en 1997 dejaron al descubierto los restos de este antiguo “bosque” de picas y cedros, que parece mirar al mar con un halo de orgullo.

Un bosque de 2.000 años de antigüedad

Los expertos estiman que el “bosque” tiene 2.000 años de antigüedad. Calculan que los árboles alcanzaban los 60 metros de altura.

Como aún descansan en suelo de origen, se cree que los niveles del mar eran muy similares en la antigüedad a lo que son hoy en día.

Los muñones están cubiertos de percebes, mejillones y otros moluscos. El centro de algunos troncos, particularmente grandes, se ha erosionado, creando piscinas poco profundas en las que la vida marina queda atrapada.

Barbara Hanson, cuya familia reside en Neswokin, explicó a EFEverde que “el bosque no ha sido visible siempre. Hace tan sólo unos 15 años (emergió), debido a unas fuertes tormentas que azotaron la zona. Se puede apreciar si la marea es baja, sólo en determinados días del mes y con mayor visibilidad en el invierno”, detalló.

Justo al norte del Bosque fantasma está La roca de la pedida (Proposal Rock), una isla justo al final del océano por este lado con un pequeño ejemplo aislado de bosque, y también con una increíble vista del Pacífico abierto.

Puede seguir leyendo en EFEVerde

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.